EL MUNDO DE LA TARÁNTULA (2016) – Pablo Carbonell

Título: El mundo de la tarántula
Autor: Pablo Carbonell
Editorial: Blackie Books
Publicación: 2016
Páginas: 380
ISBN: 9788416290512
Puntuación: ★★★★★

 

Si alguien se acerca a las memorias de Pablo Carbonell esperando encontrar una combinación de anécdotas de desenfreno rockanrolero, con dosis de humor absurdo y sagaces dardos contra la intransigencia, que no se preocupe: El mundo de la Tarántula no le va a defraudar. Sin duda en el libro aparecen sexo, drogas, rock and roll y anécdotas que parecen escritas a la limón por guionistas de La Dimensión Desconocida y los Monthy Pyton. Pero hay algo más. Tres cosas más por lo menos, una es el estilo —directo, cuidado y desencorsetado —, otra la Emoción y otra la Verdad.

Cuenta Carbonell que después de leer Cosas que los nietos deberían saber, la estupenda biografía de Mark Oliver Everett —cantante y compositor de Eels— escribió a la editorial Blackie Books para  felicitarles por el libro. Poco después recibió la oferta de la misma editorial para que escribiera sus memorias. No se equivocaron: Carbonell nos ofrece un libro con esa misma magia, ese duende y ese mojo, que tiene el de Everett.

De todos es conocido que el autor de estas memorias es un tipo polifacético. Ha sido muchos Pablos a lo largo de su vida: rockandroll star, cómico —como a él le gusta calificar el oficio de la interpretación—, periodista sagaz, piedra de toque de La Movida —junto a Alaska, junto a Poch (qué bueno es Poch)—, ha diseñado portadas, pintado cuadros y hasta dirigido cine. Siempre creativo, le faltó un pelo para convertirse en dibujante de cómics de la revista El Víbora; rehusó la oferta de ser miembro de pleno derecho de la Fura del Baus; o debido a su complexión (rubio, atlético y con ojos claros) estuvo a punto de convertirse en galán de cine en una teleserie junto a Patxi Andión… Pero Pablo Carbonell también es hijo, hermano, padre, amigo, aspirante, famoso, compañero, crápula y poeta. Y de todos ellos, de todo ese Él caleidoscópico, nos habla en sus memorias.

Para ello no le basta con un solo narrador. El mundo de la Tarántula está escrito en primera persona, sí, pero con dos narradores. Uno, Pablo, nos cuenta su vida, sus anécdotas, sus gustos, sus emociones… mientras que otro —que utiliza la cursiva— aclara, desenmadeja o enrolla la narración todavía con mayor proximidad, como si fueran notas a pie de página de Foster Wallace.

El primer narrador, además, varía el tono. Puede ser sugerente, evocador, incluso poético y en cambio, por momentos, parece que estás tomándote unas cañas con un colega mientras éste te explica historias tan inverosímiles, tan tronchantes, tan alocadas, que por fuerza han de ser ciertas.

Y de ahí la otra palabra que define el libro: Verdad. No sólo por una sinceridad brutal, sino por esa sensación de Verdad a la que desgraciadamente no estamos acostumbrados. Dos narradores pero una sola voz que no trata de ser amable, ni condescendiente, ni de caer simpática. Una voz, en definitiva, que trata de explicar sus luces y sus sombras en una narración de locuras y risas pero también de errores, de pérdidas y de despedidas.

Carbonell aprovecha para rendir panegírico a Pedro Reyes, a Javier Krahe y  a su hermana Nuria, cima del lirismo de estas memorias, que contrasta con las desternillantes anécdotas de La Movida Madrileña.

En El mundo de la Tarántula se defenderá la genialidad de Lorca frente a la mediocridad de Pemán, o  se citará a Tintín, a Astérix —me ha faltado un Spider-man— e incluso aparecerán los dos peores versos del mejor —o del segundo mejor— poeta del Siglo de Oro. El estribillo de una canción de Los Toreros Muertos es de Góngora: “Dejadme llorar, orillas del mar”.

¿Bisexualidad? ¿Vaciles a políticos de alta cuna y gran poder? ¿Idilios con ministras? ¿Excesos colombianos? Sí, todo eso está y encandila, por supuesto. Pero no vayan a pensar que el libro es sólo eso, porque igual que Lope, y a imitación de la vida, aquí queda trenzado el mundo trágico y el mundo cómico en un todo que es el mundo de la farándul… ay, disculpen, El mundo de la tarántula, quería decir.

Jordi Casals

Jordi Casals

Licenciado en Filología. Profesor de Lengua y Literatura Castellana. Autor de las novelas Muerte por funky y Telecaster circus.

jcasals has 13 posts and counting.See all posts by jcasals

One thought on “EL MUNDO DE LA TARÁNTULA (2016) – Pablo Carbonell

  • 11 Noviembre, 2016 at 4:22 pm
    Permalink

    Hola 🙂 Pues mira tu que no sería un libro en el que me fijaría para nada. Sexo, drogas, rock and roll y anécdotas rocambolescas combinadas con emoción y sentimientos reales, no tiene mala pinta para variar un poco de lecturas. Un abrazo^^

    Reply

Deja un comentario